Salud 20 de abril, 2017

ALIMENTACIÓN PARA MANTENER ALTAS LAS DEFENSAS

En épocas frías, es importante no dejar de consumir frutas y vegetales crudos.

“En el verano consumimos más vegetales frescos y frutas en cantidad. Cuando llega el frío, cambiamos a comidas como guisos de arroz o fideos, entonces esos nutrientes que había en los cítricos o en los vegetales crudos, disminuyen”, explica la licenciada Mercedes Setti, del departamento de Alimentación y Dietética del Hospital de Clínicas.
 
Colores al plato: qué aporta cada uno
 
Una buena alimentación, con aportes de vitaminas y minerales, es aliada del sistema inmune porque fortalece las defensas naturales del organismo y lo prepara mejor para los primeros fríos del año.
 
“El sistema inmune es muy complejo —continúa Setti—. Hay que reforzarlo por cantidades equilibradas. Se trata de incorporar la dosis adecuada de nutrientes y sostenerla. Esto no significa que comiendo más cantidad de frutas o verduras crudas vamos a tener más defensas, sino que vamos a fortalecer el sistema de forma integral”. 
 
Antes de consumir por cuenta propia suplementos vitamínicos, la profesional aconseja consultar a un nutricionista “que evaluará y propondrá un plan de alimentación que fortalezca y mantenga sano el organismo”.
 
Las Guías Alimentarias para la Población Argentina aconsejan consumir al menos medio plato de verduras en el almuerzo, medio plato en la cena y 2 o 3 frutas por día. 
 
En total, deberían ser cinco porciones diarias de vegetales, meta que los argentinos no cumplen ni cerca: según la última Encuesta Nacional de Factores de Riesgo comen tan solo dos.
 
Por eso, profesionales de la salud insisten en la recomendación de incluir vegetales en la dieta durante todo el año. “Lo que suele necesitarse en épocas de frío, son antioxidantes y vitaminas que refuercen el sistema inmunológico, sobre todo para hacer frente a las infecciones respiratorias. Generalmente, los nutrientes que participan son las vitaminas A, C, E y el complejo B”, dice a Clarín Micaela Cusato, también integrante del departamento de Alimentación y Dietética del Clínicas.
 
El limón, la naranja, la zanahoria, el tomate, la calabaza, los vegetales de hoja (como la acelga o la espinaca), entre otras frutas y verduras, poseen alto contenido de vitaminas A y C. Las E y B también pueden encontrarse en vegetales de hoja, pero sobre todo en las frutas secas, como las nueces o las almendras. 
 
Los cereales en general (como el maíz, el trigo, la avena, la cebada y el centeno) son fuentes de vitaminas del complejo B, necesarios para favorecer el sistema inmune. Además, contienen selenio, que protege contra las enfermedades infecciosas, principalmente en ancianos, especifica la especialista y agrega que “elegir cereales integrales (arroz integral, el salvado de avena, el germen de trigo) aporta, además, una mayor cantidad de fibra, lo que mejora el tracto intestinal y refuerza el sistema inmunológico”.
 
Fuente: Diario Clarín-
Volver a la home

MÁS ANTIGUAS

8 DE CADA 10 ARGENTINOS MEJORARÍA SU RENDIMIENTO LABORAL CON ESPACIOS DE DISTENSIÓN

El 70% de las empresas no cuenta con espacios de esparcimiento.

VILLANOS SILENCIOSOS

Por Camila Puldain. Instructora de Musculación y Personal Trainer - Matrícula N° 6.013. (Segunda Parte).

VILLANOS SILENCIOSOS

Por Camila Puldain. Instructora de Musculación y Personal Trainer - Matrícula N° 6.013.

BENEFICIOS DEL EJERCICIO

Por Camila Puldain. Instructora de Musculación y Personal Trainer - Matrícula N° 6.013.

¿TU CUERPO NECESITA MOVIMIENTO?

MOVETE POR TU SALUD. Por Camila Puldain.

PRINCIPIOS BÁSICOS DE UNA DIETA TRADICIONAL SANA

Por Camila Puldain, Health Coach, Instructora de Musculación y Personal Trainer.

HEALTH COACHING: EL BIENESTAR ES POSIBLE

¿Cuándo fue la última vez que hablaste con alguien acerca de tu salud y recibiste la atención personalizada que merecés?

Subir