Poesía, Narrativa y Ensayo 13 de septiembre, 2016

NO TE MUERAS SIN LEER ESTO

Cuentos con barba. Por Abdul Wakil (81).

“Cada cuento tiene una realidad oculta. Pistas del camino para los que saben entender”.
 
SABER PERDONAR
 
B.R.R. Umar Ibn al Jatab fue una de las grandes figuras del islam y el tercero en suceder al profeta Muhammad, paz y bendiciones. Umar era uno de los guerreros más temidos de Meca e iba en camino a asesinar al profeta hasta que escuchó a su hermana y a su cuñado leyendo el Corán. La recitación de la palabra de Dios lo transformó por completo. No sólo Umar enfundió la espada sino que se hizo uno de los seguidores más fieles del profeta. Sus historias de entregas y nobleza son inspiradores. Un día, en el mercado alguien le robó su turbante. Y Umar fue corriendo al ladrón diciéndole: “Pongo a Allah de testigo que yo te dí ese turbante, sólo dí que lo aceptas. Así en el día del Juicio Final, tu falta no pesará sobre tí”.
 
EL MENSAJE QUE ESCONDE
 
Siempre somos los primeros en encontrar las faltas en los demás. Los primeros en enjuiciar al otro. Los primeros en descubrir hasta el más minúsculo de sus errores. Ponemos al otro bajo la lupa y esperamos como el felino: agazapados a la espera de que cometa un error. Entonces, sí, nos lanzamos a criticarlo, defenestrarlo y luego, claro, aconsejar cómo debería haber actuado. Hacemos todo eso, pero no nos apresuramos, como en la historia de Umar, a perdonar. 
 
QUÉ DICEN LOS MAESTROS
 
Vivimos haciéndolo todo al revés. En lugar de enjuiciar y criticar al otro, uno debería apresurarse por criticarse a sí mismo. Sanar sus faltar. Corregir sus errores. Cando uno descubre la cantidad de faltas, oscuridades y debilidades que esconde en su interior, se apiada de los demás. Esta vida es como un espejo: uno recibe lo que da. Si enjuicia, será enjuiciado. Si perdona, será perdonado. Si es blando con el otro, recibirá un trato equivalente. Así enseñan los maestros en el sufismo: sé blando con el otro. Y sé duro con vos. Antes de juzgar, uno debe buscar siete razones de por qué el otro actuó de tal modo. Y así no guardar rencor en tu corazón. Es la fórmula para encontrar la paz. Como ya habrás escuchado el dicho: Toda revolución empieza en uno mismo.
 
“Allah Todopoderoso le gusta que pensemos bien de la gente. El bien y el mal están dentro de la persona, listos para salir. De acuerdo a cómo uno se comporte con el otro, obtendrá el bien o el mal. Cuando uno piensa bien de una persona, significa que tu trato hacia ella será bueno. Como mínimo, eso mantendrá a los demonios fuera del alcance”. (Mawlana Shaij Nazim).
 
Nos vemos, mis amigos, la semana próxima. Que la paz sea con ustedes.
¿Tu vida no tiene sentido ni sabor? ¿Sentís que pasa el tiempo y no vas a ninguna parte? Vení a conocer el espacio sufi que abrimos en Lobos. Desde hace más de un siglo, los maestros de Oriente tienen un remedio para vos.  
Tus mails son bienvenidos en : efcicco@gmail.com
Seguinos en Facebook: Sufismo Naqshbandi Lobos
Volver a la home

MÁS ANTIGUAS

EL PIROPO

Escribe: Claudio Giglio.

EL PLACER DE COMPARTIR

Por Caro Medina Virces (2).

CAMINANDO 260 NOTAS AL PASO

Escribe: Raúl Usanza.

NO TE MUERAS SIN LEER ESTO

Cuentos con barba. Por Abdul Wakil de Lobos (96).

CAMINANDO 259 NOTAS AL PASO

Escribe: Raúl Usanza.

LULI GRISELDA ZANACARINI

Poema de Caro Medina Virces.

SIMULACIÓN

Por Claudio Giglio

Subir